Y a los médicos, ¿quién podrá defendernos?

Por LEONEL GONZÁLEZ DE LEÓN | PASEO NOCTURNO

Ninguna contingencia, ya sea laboral, interpersonal o intrafamiliar, justifica el horror, que, además de privarme de una amiga y a los niños de Zacapa de una pediatra de primer nivel, confirma que Guatemala sigue hundiéndose hacia el desastre.

Silbar como respirar

Por LEONEL GONZÁLEZ DE LEÓN | PASEO NOCTURNO

Desde Winds of change de los Scorpions, Love generation de Bob Sinclair, hasta la más reciente To my love de la Bomba Estéreo, La música siempre ha hecho uso del silbido.

De la música portátil al silbido

Por LEONEL GONZÁLEZ DE LEÓN | PASEO NOCTURNO

Como toda droga, la música es capaz de enrollar al adicto en una espiral difícil de escapar, llevándolo a padecer períodos de abstinencia que pueden ser lamentables.

Paul Bowles y la música portátil

Por LEONEL GONZÁLEZ DE LEÓN | PASEO NOCTURNO

En El Rif, por la música, Paul Bowles cuenta que en 1959 pasó una larga temporada en Tánger dedicado a hacer un registro musical de los principales intérpretes locales.

Cien años de los Cuentos de la selva

Por LEONEL GONZÁLEZ DE LEÓN | PASEO NOCTURNO

La agresividad de Horacio Quiroga sumió a Ana María [su esposa] en la desesperación, a tal punto de amenazarlo con quitarse la vida. En diciembre de 1915 ella cumplió su palabra e ingirió un vaso del mercurio que él usaba para revelar rollos fotográficos.

José Saramago: un pesimista militante

Por LEONEL GONZÁLEZ DE LEÓN | PASEO NOCTURNO

En 1975 Saramago sobrevivió una doble crisis: sentimental y laboral, y al verse desempleado decidió no buscar trabajo y se dijo a sí mismo «O escribes ahora o nunca serás escritor».