La tuberculosis de Kafka

El trópico despojado

Alfonso Guido_ Perfil Casi literal«Para saber cuán tropical es o no un lugar, solo basta con fijarse en cuántas personas salen a sentarse a la acera de la calle para escuchar radio o ver televisión», dijo hace algunas tardes una poeta haciendo alusión a mis orígenes; y desde luego, no dejo de darle la razón.

Yo vengo de uno de los «barrios viejos» de la clase media de Managua, fundado antes del terremoto de 1972 (porque en Managua, todo lo que sobrevivió al terremoto ya puede considerarse viejo) y en el que todas las tardes a partir de las 5:00 p.m., durante la década del 90 y aún hasta mediados de la década del 2000, el chavalero salía a jugar béisbol, futbol, arriba, la pañueleta o cualquier otra cantidad de juegos callejeros que muchas veces podían terminar en pleito y hasta turqueadera. Los adultos se mecían en los porches o en las aceras platicando de política, o de poesía, o de la guerra que recién había terminado, o de las telenovelas brasileñas frente a las colombianas, o de cualquier otra cosa mientras soplaba el viento del lago Xolotlán, que estaba a pocas cuadras. Sigue leyendo

Estándar
Silampa Colora'

Nuestra negritud

Corina Rueda Borrero_ Perfil Casi literalMucho se ha hablado este mes acerca de nuestras raíces negras. Se han presentado investigaciones acerca de nuestros ancestros y personajes afrodescendientes que han marcado la historia panameña, así como estudios que muestran que el ADN del panameño promedio tiene un 33% de genes con ascendencia negra. Entonces, ante esto me pregunto: ¿qué nos hace negarnos como tal?

Sí, estamos en el mes de la etnia negra y estamos en el decenio de los afrodescendientes, y si bien estas fechas sirven hasta cierto punto para crear campañas y conciencia sobre nuestras raíces, todavía nos hace falta mucho por reconocernos dentro de una historia en donde se nos ha obligado a perder nuestra identidad cultural bajo el concepto de «integración» que no ha hecho más que enajenarnos y creer que existe un modelo único a aspirar: el del hombre blanco eurocentrista. Sigue leyendo

Estándar
El rincón del flaco

La condicionada experiencia cotidiana

Sergio Castañeda_ Perfil Casi literal¿Qué es lo normal? ¿Acaso si existe una norma no es porque entrama con ciertos intereses? Foucault declara que el poder, más que para «reprimir», ha servido para «normalizar». Bueno, en una sociedad como la guatemalteca cabe decir que el poder sigue reprimiendo y en serio, pero también es cierto que normaliza y condiciona incluso nuestras prácticas más íntimas.

Así es como Juan López, por ejemplo, al haber nacido en el seno de una familia mestiza de clase media urbana, estudia en un colegio católico privado y desde muy chico esa misma institución educativa, la iglesia y su familia le han ido imponiendo valores en los que cree por obligación más que por convicción, y qué decir de la influencia que recibe todo el tiempo por parte de las industrias mediáticas. A Juan López le han instalado una especie de chip casi sin que se de cuenta. Sigue leyendo

Estándar
Cuarta pared

El placer no es egoísta

María Alejandra Guzmán_ Perfil Casi literalSi quieren navegar contracorriente, busquen el placer. En esta era posmoderna, cuando la historia se escribe a base de tuits, las acciones hedonistas podrían considerarse un acto revolucionario. Por siglos, la felicidad y el placer han sido satanizados por quienes creen tener la verdad absoluta entre sus manos, sin embargo, no hay idea tan retorcida como aquella que estigmatiza negativamente las sensaciones placenteras.

No es cuestión de repetir mecánicamente y a cada momento que «hay que vivir la vida». Además que la premisa se encuentra gastada, es una frase ambigua, redundante y quizás un tanto amorfa (o mejor dicho, deformada a punta de publicidad y mercadeo). En tal caso, lo importante estriba en responder estas preguntas: ¿Cómo viviremos esa vida? ¿Interiorizando voces ajenas? ¿Obviando el dolor propio y el de los demás? ¿Reforzando ideas viejas y empolvadas? ¿Disfrutando a cada poco de los pequeños placeres que provienen, muchas veces, de fuentes desconocidas e inesperadas? ¿En medio del caos? Sigue leyendo

Estándar
Lengua de salamandra

Cocorí, el racismo y otras cosas

Dlia McDonald Woolery_ Perfil Casi literalEn Costa Rica tenemos años de darle vueltas al mismo tema: que si hay o no racismo en la obra Cocorí, de Joaquín Gutiérrez Mangel. Y siempre son los hispano-descendientes y algunos afro-descendientes —«descendientes», término que no me gusta— quienes alegan del racismo contenido en el libro.

Es un libro como cualquier otro, y como  tal, está sujeto a interpretaciones y valoraciones. Recordemos que se nos ha hecho pensar que nosotros, los de la etnia afro, no tenemos más derecho social y moral que «seguir pasando» (o sea, como acontecimiento irrelevante) sin llegar a ser nada más que ciudadanos de relleno muy a pesar de que seamos costarricenses o miembros de cualquier otra sociedad. Todos seguimos teniendo opiniones divididas al respecto y de igual forma me sumo en la misma confusión. Sigue leyendo

Estándar
La mera Palmera

La historia de #LadyPeriodista, o la saña de los medios en Nicaragua

2017-05-20-08-59-03-726No voy a empezar relatando lo que sucedió el sábado 18 de marzo por la noche. En internet hay suficiente material al respecto.

Me desperté el domingo 19 por la mañana después de un sueño intranquilo. Decidí que no me importaba nada y que no iría a clases al día siguiente. Pensé: «¿Qué más da? Eso ni siquiera fue noticia, no existe material más allá de una chavala gritándole cuatro verdades a un reportero. Nada va a pasar». Estaba equivocada.

Eran como las 3:00 p.m. cuando recibí el primer mensaje por parte de una colega comunicadora. Ella me enviaba un enlace del muro de Facebook de Jairo Antonio Castillo, un reportero del noticiero Acción 10. Este hombre subió a su cuenta personal un video que iba a cambiar el curso de mi vida y en el que me exponía ante la saña de las masas nicaragüenses. Sigue leyendo

Estándar
Bonus Track

Creatividad y caos

estuardo-prado_-perfil-casi-literalOtra relación que nos ha traído la posmodernidad acerca de la obra artística y su comprensión es el vínculo entre la creatividad y el caos, cómo el arte se renueva al abandonar las directrices implantadas por la sociedad a través de la irrupción del desorden, produciendo así nuevos criterios estéticos que abandonan las normas que funcionan, no solo como ordenamiento conceptual, sino como forma de dominio social.

En el último trabajo conjunto de Gille Deleuze y Felix Guattari, ¿Qué es filosofía? (1991) y en el cual se resumen las ideas trabajadas por ellos en la dos décadas anteriores, se señala cómo el hombre produce ideas que se relacionan entre ellas de acuerdo a un mínimo de reglas constantes, y de esa forma, establecer un orden que los proteja del caos. Sigue leyendo

Estándar