Autor: Eduardo Villalobos

La fe ciega en el porvenir

La fe ciega en el porvenir_ Casi literal

Por EDUARDO VILLALOBOS | NO NAME

Vivimos en un tiempo que exalta el propósito y la meta. Todo lo bueno sucede en el futuro: un mejor trabajo, la consecución de los anhelos, un automóvil más lujoso, bajar de peso, mejorar la salud… Ilusos de nosotros.

Los poetas que perdimos en la peste

Los poetas que perdimos en la peste_ Casi literal

Por EDUARDO VILLALOBOS | NO NAME

Tiziano, Gustav Klimt, Egon Schiele, Sor Juana Inés de la Cruz, Chaikovski, Michel Foucault, Apollinaire, Cortázar… Este es un recorrido por los poetas a quienes mató la peste.

Pequeña crónica de China (II)

Pequeña crónica de China (II)_ Casi literal

Por EDUARDO VILLALOBOS | NO NAME

Dicen que a Marco Polo, en su lecho de muerte, le pidieron que quitara de sus historias lo que había inventado. Él respondió: «Si solo he contado la mitad de lo que verdaderamente vi». Y seguramente no se refería solo a los edificios y a los templos, sino a cierta atmósfera, a una estética que lo envuelve todo. Habíamos llegado a un territorio de maravillas. Y de eso nos dimos cuenta bastante pronto.

El Bolo

El Bolo_ Casi literal

Por EDUARDO VILLALOBOS | NO NAME

Tuve un maestro al que si alguna vez le hubiese llamado maestro me habría mentado la madre. Jamás me enseñó con su obra sino con las de Faulkner, Onetti, Celine, Joyce, Vallejo, Ajmátova, Pavese…

No name

No name_ Casi literal

Por EDUARDO VILLALOBOS | NO NAME

A Onetti lo he imaginado siempre en un bar al que el narrador de Cuando entonces acude siempre a echarse los últimos tragos de la noche con la esperanza de encontrar ahí a una mujer. El lugar se llama No name. Siempre he deseado tener un bar y siempre he querido ponerle ese nombre. Cosas de la nostalgia.