Etiqueta: Nora Méndez

El libro de los oficios tristes

El libro de los oficios tristes_ Casi literal

Por NORA MÉNDEZ | LA ENTREGA

Esta obra comprueba lo que siempre se ha dicho: la poesía es una artesanía. Es local, es de la misma calle por donde nuestro corazón ha pasado desde nuestra infancia.

Victoria. Historia de una anarquista chilena

Por NORA MÉNDEZ | LA ENTREGA

Cuando ocurrió el golpe de Estado a Salvador Allende, Victoria estaba justo frente al palacio de La Moneda (sí, el peor lugar para que aquello te agarrase). 45 años más tarde, el editor de esta revista preguntó en un chat a sus columnistas quién quería entrevistarla. Lo que llamó mi atención fue que Alfonso Guido, que cuida tan bien sus palabras, usara la palabra ‘anarquista’. Subí el pulgar y el maestro me otorgó la pieza de investigación.

¿Vamos hacia adentro o hacia afuera?

Por NORA MÉNDEZ | LA ENTREGA

El gasto que se hace cada año desde la utópica década de 1940 en la carrera espacial pudo haberse ocupado para salvar a billones de personas en la pobreza y regenerar los recursos ecológicos; sin embargo, las grandes potencias están empecinadas en «llevarnos hacia afuera».

El Proceso. Centroamérica y sus héroes muertos

Por NORA MÉNDEZ | LA ENTREGA

Farabundo Martí, Augusto César Sandino, Roque Dalton, Berta Cáceres… Todos los héroes centroamericanos han sido crucificados en su propia gloria.

Centroamérica y el mito de la caverna

Por NORA MÉNDEZ | LA ENTREGA

«Centroamérica no existe como región política. Los medios nos hacen mirar hacia el marero tatuado para olvidar al político y el narcoestado, igualmente o más peligrosos».

Un viaje en ADN para un ménage à trois

Por NORA MÉNDEZ | LA ENTREGA

«Acaso fueran los poemas de Petrarca a Laura, sus deseos no reprimidos en la literatura pero sí en su vida real, los que viajaron hasta los ojos del Marqués de Sade, que cumplió todos y cada uno de ellos vanagloriándose del vicio más obsceno: el amor».

Feminismo verde en Centroamérica y África

Por NORA MÉNDEZ | LA ENTREGA

«Mujeres como Berta Cáceres, eco-feminista asesinada en su Centroamérica por oponerse a la parcelación de tierras para el cultivo de droga, son las nuevas feministas ya sin pose que no abogan por sufragios sino porque se devuelva el planeta a las progenitoras y a sus hijos».

Lazos blancos en la piel

Por NORA MÉNDEZ | LA ENTREGA

El marxismo y la dialéctica han colapsado. Las revoluciones se acabaron, los grandes cambios murieron. Con la posmodernidad surgen las micro-utopías y también las micro-sublevaciones.