Etiqueta: Crítica social

Cuando llega la Navidad pero no podemos tapar el sol con un dedo

Por GABRIELA GRAJEDA ARÉVALO | DIVERGENCIAS

A veces veo esas imágenes de mujeres ensangrentadas en Chile o esos niños que se quedaron sin nada en Alepo y pienso que no podemos pretender que la Nochebuena sea «una noche de paz y de amor»

Marcha pro-reforma constitucional anti-besos en Panamá

Por JAVIER STANZIOLA | EXPULSANDO A LUPITA

Te invito a una marcha pacífica descomunal para brindar tu apoyo absoluto a la propuesta de grupos pro-familia y pro-vida de incluir un artículo en la Constitución que establezca que el Estado reconoce el uso de la boca solamente para comer sancocho santeño y beber chicha de nance ocueña. Trae tu paraguas por si llueven bombas lacrimógenas.

Un país donde violar niñas es legal

Por DARÍO JOVEL | FLORILEGIO DE UNA MEMORIA ACCIDENTADA

Asegurar que los daños psicológicos de una niña de 10 años que fue tocada en sus genitales se pueden pagar con una multa de entre 10 y 30 días de sueldo mínimo es insultar a la inteligencia de una sociedad entera.

El eterno ciclo de un pueblo adormecido

Por LEO DE SOULAS | LA HECATOMBE

Países como México, Perú, Colombia, Chile, Guatemala, Honduras y Panamá han sido desde siempre paladines y guardianes del pensamiento neoliberal y su influencia ―guiada siempre por Estados Unidos― contribuyó a entorpecer los procesos que se venían desarrollando en países como Ecuador y Brasil e instauró regímenes de retroceso, como los de Jair Bolsonaro en Brasil, Mauricio Macri en Argentina y Lenin Moreno en Ecuador.

«Uno es migrante incluso en su propio territorio»

Por GABRIELA GRAJEDA ARÉVALO | DIVERGENCIAS

El psicólogo argentino Nicolás Fernández Garbin relató su experiencia trabajando con jóvenes refugiados de Pakistán y Kosovo en una sociedad que tiene la apertura para alojarlos.

Prohibidos los gays, los negros y los perros en la Asamblea de Panamá

Por JAVIER STANZIOLA | EXPULSANDO A LUPITA

Un diputado de acento cancerbero ha aportado un granito de evidencia que deja al descubierto el nivel de discriminación que enfrentamos a diario quienes no somos heterosexuales:

Bolota: —«Lo’ gay no pueden entra’ aquí. Ello’ son gay y ello’ no pueden entra’».
Periodista: —«Ellos son panameños».
Bolota: —«¡No! Ello’ son gay».

Chile: ficción del oasis

Por ELIZABETH JIMÉNEZ NÚÑEZ | LA PALABRA CARMESÍ

En Chile la única que verdaderamente ha estado en un oasis de ficción es la esposa de Sebastián Piñera y sus amigas cercanas. El resto de «alienígenas» son tan raros como aquellos que al tomar la justicia por sus manos le cortaron la cabeza a María Antonieta.

No, Doctor. Todos somos Pagliacci

Por ANGÉLICA QUIÑONEZ | TINTA BLANCA

Es entendible que la juventud glamorice la desolación. Después de todo, es una etapa confusa en la que aún no tenemos una clara idea de nuestro propósito e identidad y los productos de la cultura nos permiten exorcizar esas emociones hacia el sexo, la violencia, la espiritualidad o el centro comercial.

«Me parezco al que lleva el ladrillo consigo/ para mostrar al mundo cómo era su casa» (V)

Por FRANCISCO ALEJANDRO MÉNDEZ | EL PULPO ZURDO

Por absurdo que parezca, en París llevaba dentro de una bolsa del pantalón las llaves de mi casa en Guatemala, trabadas en un llavero con la foto de uno de mis perros. Cuando colgaba del metro, la ruta 7, con dirección a Mairie d’Ivry, a las nueve de la mañana recordé el verso de Bertolt Brecht, citado por Mario Benedetti, que dice: «Me parezco al que lleva el ladrillo consigo/ para mostrar al mundo cómo era su casa».