¿Para qué leemos?

Por LAHURA EMILIA VÁSQUEZ GAITÁN | MEMORIAS DE UNA DISIDENTE

“Cuando promovemos en los niños la idea de leer para ser «bien inteligentes» trasladamos a sus mentes genuinas, limpias y transparentes las retorcidas aspiraciones del ego de nuestro cerebro adulto y hacemos desaparecer de ellos cualidades que naturalmente poseen: sentido del disfrute, la imaginación, la pasión por el descubrimiento”.

El paradigma de Harry Potter

Por ALEJANDRO GARCÍA | CUADERNOS DE SAN JOSÉ

“Este es precisamente uno de los grandes logros de J. K. Rowling junto a la popularización del género fantástico: mostrarle a toda una generación de nuevos —y viejos— que la lectura puede ser divertida y, por supuesto, estar bien escrita”.

Libros, lecturas y ferias del libro

Por NOE VÁSQUEZ REYNA | MALABARES & AMALGAMAS

Hay gente que observa los libros con pereza; para algunos sería sacrilegio, para otros es la cotidiana manera de ver la vida. Hay tanto idiota que ha leído tanto (o dice que ha leído tanto).

Viajes [literarios] al centro de la memoria

Por ALEJANDRO GARCÍA | CUADERNOS DE SAN JOSÉ

“La construcción literaria de los personajes resulta incompleta si no resuena de alguna forma con nosotros. Es a partir de este asunto tan notable que todos poseemos memorias distintas de Jean Valjean, Gregorio Samsa o Marguerite Gautier”.

El veneno de la literatura

Por LEO DE SOULAS | LA HECATOMBE

“El problema no es el desarrollo tecnológico, por mucha rivalidad que presenten los atractivos videojuegos o cada vez las más accesibles maneras de producir y consumir imágenes en movimiento. La crisis de la lectura obedece más bien a esa prisa que tenemos por consumir la mayor cantidad de contenidos en menor tiempo”.

Así en la política como en el futbol

Por LISSETE E. LANUZA SÁENZ

“Y en las próximas elecciones presidenciales, ¿qué tal si votamos por el primer partido corrupto que nos ofrezca días libres para poder ver partidos de fútbol?”

Cada médico con su librito

En algún sitio escuché este refrán: «Cada médico con su librito», y me hizo mucha gracia. Quizá porque mi constante es quedarme perdido en medio de una guerra de convicciones políticas, culturales y religiosas que parecen no coincidir en algún punto. Tocar el tema del trabajo, por ejemplo, provoca de inmediato una reacción alérgica por…

Escribir en tiempos de Facebook y Twitter

Hace siete años, cuando publiqué mi primer libro, alguien me dijo: «pues listo: ya eres una escritora», pero yo estaba casi segura de que había sido escritora desde la primera vez que había puesto la pluma sobre papel (o dedo sobre la tecla, que es lo mismo en estos tiempos). Incliné la cabeza y acepté…

Leer más, leer bien

Es tiempo de resoluciones. Es casi imposible de evitar. Todos los años, sin falta, comenzamos enero con buenas intenciones. Este será el año en que sí bajamos esas diez libras, en que finalmente nos decidimos a ejercitarnos, comer sano y aprender algo nuevo cada día. Ni siquiera importa qué vayamos a aprender, lo que importa…

Panamá: el problema de la Feria del Libro

En las ferias del libro, al menos en la de Panamá, casi no se venden libros. Eso sí: se vende comida, presentaciones de teatro, personalidades (no estrictamente del ámbito literario), aire acondicionado y un lugar donde pasar un rato en familia. ¿Pero libros? Eso no se vende tanto. Y no es porque en Panamá no…