Etiqueta: Televisión

Friends: el sitcom arqueológico

Por ANGÉLICA QUIÑONEZ | TINTA BLANCA

Todos los contenidos que consumimos, por escapistas y fantásticos que sean, están empapados de nuestra realidad. En ese sentido existe una marcada diferencia entre Friends y sus comedias herederas creadas después del 9/11. La tragedia destruyó la idílica imagen de Nueva York como ámbito de la juventud glamurosa. No es que Friends siempre fuera una serie mala: simplemente hemos crecido.

Anuncios

Una atípica sitcom: otra perspectiva de la diversidad

Por RICARDO COREA | DEL TERCERMUNDO

No es lo mismo leer en alguna página de internet que uno de los «síntomas fundamentales del autismo» es la «deficiencia persistente en la comunicación y en la interacción social», que ver cómo Sam batalla para entender cómo funciona ese ritual adolescente de conseguir una novia.

De los medios libérennos

Por LEO DE SOULAS | LA HECATOMBE

«En los países centroamericanos las secciones culturales son cada vez más reducidas, escuetas y suelen mezclar cultura con entretenimiento; e incluso, con crónica social y farándula».

Versalles y los inodoros de Luis XIV

Por GABRIELA GRAJEDA ARÉVALO | DIVERGENCIAS

En Francia se inventaron los perfumes para tapar la peste que emergía de entre las faldas suntuosas, las pelucas altas y las esquinas que relucían entre el oro y la mierda.

En una carta que Madame de Orleáns —cuñada de Luis XIV— envió a su familia se quejó de la falta de letrinas en el palacio: «Debes ser muy feliz de ir a cagar cuando quieres. Aquí me veo obligada a aguantar hasta la noche. Tengo la desgracia de vivir sola, y por lo tanto la pena de cagar afuera, lo que me enoja, porque me gusta cagar cómoda y no cago bien cuando mi culo no está cómodo. Lo mismo, todos nos ven cagando…»

Mejor nos reímos

Por RICARDO COREA | DEL TERCERMUNDO

«Hasan Minhaj y Hannah Gadsby me enseñaron que, contrario a lo que creí al inicio, eso sí es comedia».

Apología a las malas series (para quienes aspiran a escribir ficciones)

Por RICARDO COREA | DEL TERCERMUNDO

Me enganché desde el primer episodio, aún con la plena seguridad de que se trataba de una mala serie. ¿Por qué continué viendo hasta el final? Para quienes aspiramos a escribir literatura, las series de televisión malas son cruciales para nuestro aprendizaje.

Merlí para contrarrestar la estupidez

Por NOE VÁSQUEZ REYNA | MALABARES & AMALGAMAS

«Quizá los creadores de Merlí bajaron un par de volúmenes imaginarios al esnobismo intelectual para ofrecer un contenido más profundo y de muy buena calidad a una cultura pop muchas veces ninguneada».

Hilda: ruda y cursi

Por RICARDO COREA | DEL TERCERMUNDO

«Las series, sobre todo las animadas, no siempre deben sumergirnos en un estado catatónico de reflexión: a veces deben recordarnos verdades obvias y precisas».

The Revolution will not be televised

Por JAVIER PAYERAS | INTERZONAS

Universidades que rebalsan de corrupción, demagogia, mercantilismo y mojigatería. La educación de este triste trópico está desmantelada por la suma de errores heredados de generación en generación.

Efectos televisivos del Mundial

Por LEONEL GONZÁLEZ DE LEÓN | PASEO NOCTURNO

Es increíble la cantidad de cosas que pueden hacerse durante un juego de futbol.